CONECTATE CON NOSOTROS

Estados

Mujer mata a su bebé enfermo “para que ya no sufriera”, luego se suicida

Las autoridades encontraron cerca de los cadáveres de Mireya “N” y su pequeño hijo Edwin “N”, una carta en la que la madre explica por qué decidió terminar con la vida de su hijo y la suya; en una misiva anterior, también pide a su familia que cuiden de sus otros dos hijos, uno de 5 y otro de 10 años.

Ciudad de México, 2 de agosto (SinEmbargo).- Los cuerpos de Mireya “N” y su pequeño hijo Edwin “N”, quien padecía una grave enfermedad, fueron hallados por un par de campesinos en unos maizales de la comunidad de La Cruz, en Chihuahua.

De acuerdo con reportes policíacos, el pequeño de cuatro meses fue diagnosticado con Kernicteru, una complicación neurológica grave con un índice de mortandad de dos de cada tres bebés, lo que habría causado que la madre de 34 años decidiera matarlo para que no sufriera más.

Luego de dejar Yepachi, su pueblo natal,  para ser trasladados el 09 de julio pasado al Centro de Salud de Ciudad Cuauhtémoc, donde recibirían una mejor atención, fueron reportados como desaparecidos.

Dos campesinos que caminaban cerca de unos maizales observaron un par de cuerpos que permanecían en el piso. Decidieron dar aviso a las autoridades, por lo que algunos minutos después los elementos arribaron.

Este es el motivo por lo que los oficiales investigan cómo fue que el cuerpo de Mireya “N” y Edwin “N” lograron llegar a un paraje tan alegado del Centro de Salud, pues los maizales donde fueron encontrados se encuentran a una distancia considerable.

Los familiares de la víctima narraron a las autoridades que Mireya sufría de un cuadro de depresión grave luego de enterarse del estado de su hijo. Emoción que dejó ver en una misiva que dejó tras abandonar el Centro de Salud de Ciudad Cuauhtémoc.

Desde su desaparición la familia reportó a la Fiscalía estatal lo sucedido; en respuesta, esta dependencia boletinó sus fotografías e inició un protocolo de búsqueda que terminó con el hallazgo de los cuerpos.

Las primera diligencias arrojan que debido al estado de descomposición de los cuerpos, el mismo día que desaparecieron del Centro de Salud también habrían muerto. Además, determinaron que posiblemente Mireya se suicidó con unas pastillas.

Con información de: Sinembargo

-Publicidad-

-Publicidad –

Advertisement

Lo + Leído

Copyright © 2018 - Todos Los Derechos Reservados - REPORTEROS ASOCIADOS, Adaptado por Servipub.