Al menos 67 asesinatos en nueve estados fue el saldo del pasado fin de semana, con lo que la cifra de homicidios durante todo 2015 en todo el país, quedó superada antes de que concluya 2016.

La jornada más violenta la vivió Guerrero, con 30 asesinatos; el más sangriento fue reportado en Tixtla, donde nueve hombres fueron encontrados muertos a 20 metros de la entrada de un rancho, confirmó Roberto Álvarez, vocero de Seguridad del Grupo Coordinación Guerrero (GCG).

Cuatro cadáveres estaban en pedazos, maniatados y con huellas de tortura, mientras que en el lugar hallaron restos humanos dentro de bolsas negras con mensajes de grupos de la delincuencia organizada.

Álvarez admitió que los muertos son atribuidos a la pugna entre grupos delictivos. La Fiscalía del Estado ha reconocido la disputa entre dos grupos: “Los Rojos” y “Los Ardillos”. En Acapulco se reportaron 13 asesinatos, en hechos distintos, incluidos el de dos marinos y dos mujeres.

Además, los herreros desaparecidos desde el 4 de noviembre fueron hallados desmembrados y con un mensaje para la Policía Comunitaria Tecampanera, que realizó bloqueos y marchas para reclamarlos.

En los municipios de Arcelia y San Miguel Totolapan asesinaron a un hombre en cada lugar, mientras que en Zitlala, la Policía Ministerial del estado halló cuatro cabezas humanas dentro de una hielera.

Aquí en Torreón, ayer por la mañana se encontró el cuerpo sin vida de un joven con huellas de violencia, en la colonia Nueva Aurora.

Según estadísticas del Sistema Nacional de Seguridad Pública, durante todo 2015 se iniciaron 18 mil 673 averiguaciones previas por homicidios dolosos, mientras que hasta octubre de 2016, la cifra era de 18 mil 839.

Desde ese reporte, el número rebasó las cifras, lo que coloca a 2016 como el año más violento desde 2012, señaló Alejandro Hope, experto en temas de seguridad y justicia.

Commentarios

commentarios