Este viernes llegó al final el Curso Creativo de Verano 2017 en la Biblioteca del Parque Lineal, sección de la Tranquilidad, que bajo la dirección del Lic. Alfredo Molina ofreció cinco días de diversión y aprendizaje a niños y padres de familia de las colonias aledañas a esta zona.

 

El Lic. Molina destacó que esta iniciativa del Ayuntamiento de Mazatlán y el Instituto de Cultura de Mazatlán recibió a un total de 55 niños que de lunes a viernes estuvieron acompañados de sus padres en actividades creativas que incluyeron Cuentacuentos, elaboración de figuras de yeso, elaboración de colores y círculos de lectura.

“El proyecto ha tenido gran aceptación. Trabajamos con un niño con capacidades diferentes que logró identificar colores a través de nuestras actividades, algo que no había podido hacer. Los padres de ha acercado para tener este proyecto de forma permanente y a partir de mediados de septiembre contaremos con una Ludoteca en la Sección de Tranquilidad gracias a la dirección de Educación de la Escuela de Artes y al Instituto de Cultura de Mazatlán, precedido por el licenciado Raúl Rico”, señaló el promotor cultural.

 

El cierre del taller se dio a través de divertidos juegos como la “Papá caliente”, carreras de costales de padres e hijos, exposición de carteles elaborados a lo largo del curso y una entrega de reconocimientos acompañada de dulces y pastel.

 

Así, en una atmósfera en la que un grupo de desconocidos convivieron entre risas y sorpresas, el Curso Creativo de Verano 2017 llegó a su fin prometiendo ofrecer al público porteño más actividades ligadas al arte, la educación y la sana convivencia social.

Commentarios

commentarios