Dos camiones, uno escolar y otro de una banda, ardieron en el estacionamiento de la plaza de toros, atrás de la gasolinera La Marina.

El siniestro movilizó a los cuerpos de emergencia de Mazatlán ante el riesgo por la cercanía de la estación de servicio.

El fuego comenzó en la unidad de color amarillo que comúnmente mueve niños y luego se extendió hacia el otro.

Los bomberos llegaron y comenzaron a sofocar el fuego, pero cuando parecía que se apagaba agarraba fuerza de nuevo, hasta que después de varios minutos fue que pudieron apagar por completo las llamas.

Commentarios

commentarios