Culiacán, Sinaloa.- “A ti te estoy diciendo, que toda la vida te dure tu pinche risa”, dice retadora una mujer que se acerca al cerco de militares que mantienen cerrada la circulación por la calle Miguel Hidalgo.

El lugar se encuentra acordonado por decenas de militares, quienes resguardan la escena del crimen, donde resultaron abatidos tres hombres tras enfrentarse a balazos con el Ejército a las 3:30 horas de este domingo en una presunta casa de seguridad.

La mujer en dos ocasiones trató de burlar el cerco de seguridad y bañada en llanto, exigía acercarse al lugar donde yacían los cuerpos sin vida para cerciorarse si alguno de los hombres abatidos era su familia.

“Y te lo deseo de todo corazón, que toda la vida te dure tu pinche risa”, advierte frente a un puñado de militares que empuñan sus armas en señal de alerta.

“Dígame, oiga, usted ya sabe quiénes son”, suplica a llanto a cántaros otra mujer que se acerca a un reportero.

“No, señora, nosotros vamos llegando”, le responde el trabajador de la libreta.

La señora se retira y está esperanzada en que alguno de los muertos no sea su familia.

Recorre unos cuantos pasos se cobija bajo la sombra de un árbol, acompañada por la misma mujer que hace unos momentos retó a los militares.

Las calles aledañas a la zona del enfrentamiento permanecen custodiadas por elementos del Ejército, enfundados en su artillería y a bordo de sus unidades.

Reportes de vecinos establecen que la balacera duró aproximadamente media hora e inició a las 3:30 horas de este domingo.

Un helicóptero de la Marina sobrevoló la zona, mientras los soldados resguardaban la calle y desviaban el tráfico vehicular por calles aledañas.

“Se disparaban y contestaban, Luego paraban y seguían”, dijo a Café Negro uno de los vecinos, quien mantiene clavada su mirada sobre la enorme mancha de soldados.

Algunas camionetas del Ejército comenzaron a retirarse, mientras peritos de la Procuraduría General de Justicia realizaban los peritajes de ley correspondientes.

La escena del crimen fue apoderada por los elementos de la milicia.

En el lugar no había policías municipales, estatales ni ministeriales, aunque según reportes de testigos, únicamente arribaron a las 5:00 horas algunas patrullas de la policía estatal pero luego se retiraron.

El “Sargento Phoenix” o El Talibán”, jefe de sicarios de la célula delictiva de los Ántrax, es uno de los tres hombres abatidos por militares durante la madrugada de hoy en la colonia Miguel Hidalgo, de acuerdo con reportes no oficiales.

Otro de los hombres muertos en el enfrentamiento es un sujeto apodado “El Cali”, perteneciente a la misma organización criminal, establece información extraoficial recogida en el lugar de los hechos.

Con informacion de:  Entra y dale me gusta Cafe negro portal

“A ti te estoy diciendo, que toda la vida te dure tu pinche risa”

Commentarios

commentarios